¿Por qué nos besamos bajo el muérdago?

Ver el muérdago puede ahuyentarte o, si les has echado el ojo a alguien, hacerte esperar una oportunidad bajo sus bayas.

Pero ¿cómo nació esta tradición festiva navideña de besarse bajo el muérdago? Carlos Reif explica cómo esta antigua costumbre entrelaza la mitología y la biología de esta planta intrigante.

(Fuente: Ted-Ed)

Compartir:

Facebook
Twitter
LinkedIn
Ir al contenido